Este verano hicimos una larga escapada a Berlín y me despisté con la reserva del hotel, no lo hice con la suficiente antelación y aunque fuimos a un hotel más que correcto, era frío, sin nada que destacar y poco acogedor.

Berlín es una ciudad que ofrece muchas y originales posibilidades de alojamiento y me quedé con las ganas de pasar nuestras vacaciones en un lugar con más encanto. Es la excusa perfecta para volver, porque es una ciudad a la que siempre hay que volver.

Mi mala cabeza hizo que no pudiera disfrutar de alguno de lo hoteles más cool de la ciudad y donde los niños son más que bienvenidos. El viaje puede empezar desde el momento cero, para ellos todo es una experiencia y me parece importante elegir con cuidado la que va ser nuestra casa durante unos días.

Como no quiero que queden en nada las incansables horas de búsqueda  hotelera, he decidido hacer un post recopilatorio con los hoteles de Berlín donde me hubiera gustado alojarme . Volveré aunque solo sea para soñar en alguno de ellos.

Un hotel de cuento, Grimms-Hotel

Cuando encontré este hotel casi me tiro de los pelos por no ser más previsora. Estaba completo y no hubo forma de alojarse en él, pero sé que Elia hubiera disfrutado mucho, muchísimo, instalándose en una habitación de cuento de hadas. Sorprendentemente sin rosas ni purpurinas. Toda la decoración del hotel y cada una de sus habitaciones está inspirada en los cuentos de los Hermanos Grimm. Imaginación al poder acompañada de buen gusto y  diseño contemporáneo. En un lugar así, hasta para los adultos es inevitable soñar y trasladarse al imaginativo mundo Grimm.

GRIMM´S HOTEL POTSDAMER PLAZT

GRIMM´S HOTEL MITTE

hotel-berlin-grimm-hall

hotel-berlin2hotel-berlinhotel-berlin-4

Michelberger hotel

Solo entrando en su página web ya se ve que el Michelberger Hotel es toda una experiencia para los cinco sentidos. El único problema es  que los peques no van a querer salir de la habitación. Amplios espacios, diseño funcional y original pensado para que las familias puedan compartir un rato de diversión. Por si fuera poco las camas elevadas en un segundo nivel son ideales para convertirse en castillos o barcos y vivir mil aventuras en ellas. Para los que buscan un plus, las Hideout son un capricho más que original, cocina, zona de estar, sauna y una casita de madera dentro del propio espacio. No tengo palabras para describirlo, mejor verlo aunque sea en foto.

hotel-berlin-michelbergmichelberger-hotel-001the-garden-house-michelberger-hotel-sigurd-larsen-room-304-house-of-doors-berlin-germany_dezeen_1568_2hotel-berlin-micherberger-2The circus Hotel

El nombre del hotel ya es muy sugerente y las posibilidades que ofrece son para todos los gustos: hostel, hotel y apartamentos en un mismo edificio. Yo me quedo con los apartamentos familiares que están en el piso superior. A la hora de elegir un alojamiento cuando viajamos con la peque, lo de tener un  pequeña cocina y zona de estar es algo que suma puntos. Soluciona los desayunos y las cenas. Y al final aunque normalmente son un poco más caros compensa pagar un poco más. Los  apartamentos de Circus tienen pinta de ser grandes, cómodos y en su filosofía incluyen lo de facilitar la vida a las familias. Son firmes candidatos para mi próxima escapada a Berlín.

circus-luxury-apartments-berlin-2

circus-luxury-apartments-berlin-3circus-berlin-apartment-_0002s_0003_walter-002-580x540circus-berlin-apartment-_0001s_0000_the-circus01127hdr-580x540HutTenpalast hotel

Ya por último os dejo con Huettenpalast, un espacio lleno de creatividad donde alojarse bajo tejado en una caravana vintage es posible, bueno, en Berlín todo es posible. Es como ir de camping sin salir de la ciudad y dentro de un edificio. Es raro pero ¿por qué no? Sólo por ver la cara de asombro de Elia creo que ya merece la pena tenerlo en cuenta. También hay habitaciones más convencionales pero ¿quien quiere dormir en una habitación cuando se puede dormir en una caravana?

hotel-berlin-family-2hotel-berlin-original

hotel-berlin-gardenNuestro viaje a Berlin dio para mucho. En la próxima entrega berlinesa hablaremos  de sus increíbles parques, uno de los encantos de una ciudad en la que no faltan los espacios al aire libre para disfrutar con los peques.

¡Feliz “domingo”!

Nota: Si compráis los libros o hacéis las  reservas de hotel a través de los enlaces o banners de este post seréis casi sin saberlo mecenas de Cada día es domingo. A  vosotros os costará lo mismo y a mí me dan una pequeña comisión que me permitirá poder seguir mejorando y trabajado en el blog. Mil gracias por estar siempre ahí.

 



Booking.com



Booking.com

1 Comment

  1. Pingback: [ VIAJAR CON NIÑOS ] Berlín con niños, parques infantiles que no te puedes perder - Cada día es domingo

Write A Comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies